Piel muy clara: los riesgos del sol y cuidados

Riesgos del sol en la piel

No hay nada que discutir: mientras más clara sea la piel, más sensible será y por eso exige cuidados especiales de protección. La intensidad del color está directamente relacionada con la producción de melanina, la proteína responsable de la pigmentación de la piel, del cabello y de los demás pelos del cuerpo. Además, la melanina actúa como un filtro natural y protege la piel de la acción nociva de los rayos ultravioletas del sol, capaces de causar problemas serios. Pieles claras producen menos melanina que las más oscuras, por lo tanto sufren más los efectos de la radiación UV y de otros agentes agresivos.

Para clasificar los tonos de piel, la Sociedad Brasileña de Dermatología adopta la Escala de Fitzpatrick, creada por un especialista norteamericano que determinó seis fototipos cutáneos que van del 1 (piel extremadamente blanca) al 6 (piel negra). La clasificación considera el color de los ojos y del cabello y la capacidad de la piel de broncearse o quedar más roja. El fototipo 1 y el 2 (piel blanca) son los más claros y vulnerables.

Los riesgos que amenazan la piel muy clara van desde quemaduras solares y manchas hasta el envejecimiento precoz y arrugas de expresión y, en casos más extremos, cáncer de piel. Por lo tanto, las personas que tienen piel extremadamente blanca o blanca, generalmente rubias o pelirrojas y de ojos claros, no se pueden descuidar. Deben usar protector solar con factor 30, como mínimo, en el rostro, brazos y piernas, sin economizar en la cantidad, además de sombreros y gafas oscuras.

La hidratación también es indispensable para evitar el resecamiento de la piel. Eso vale para los demás fototipos cutáneos, pero quien es muy claro necesita insistir aún más en los cuidados faciales, lo que incluye una buena higiene, por medio del lavado del rostro, al menos dos veces al día, con jabones de marcas reconocidas y dermatológicamente probadas. El Protex, te compartimos la opción del jabón en barra Protex® Limpieza Profunda. Además, te recomendamos de la remoción cuidadosa del maquillaje, práctica regular de ejercicios físicos y alimentación equilibrada, con muchos líquidos.

Compartir: